lunes , 20 mayo 2019
Home » Violencia contra la prensa » La Seido, no la Feadle, reabre el expediente sobre la desaparición del periodista Alfredo Jiménez Mota

La Seido, no la Feadle, reabre el expediente sobre la desaparición del periodista Alfredo Jiménez Mota

alfredo-jimenez-mota

La Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada reabrió el caso del periodista Alfredo Jiménez Mota, reportado como desaparecido hace 10 años en Hermosillo, Sonora. El padre del comunicador dio a conocer que la Seido le informó que retomará las líneas de investigación que se habían desestimado.

Jiménez Mota fue visto por última vez el 2 de abril de 2005, cuando realizaba un reportaje sobre narcotráfico en el periódico El Imparcial, donde trabajaba cubriendo temas relacionados con el crimen organizado en la región.

El 15 de febrero de 2006, obligado por la presión nacional e internacional para resolver el caso, el entonces gobierno de Vicente Fox creó la Fiscalía Especial para la Atención a Delitos Cometidos contra Periodistas, que ahora se llama Fiscalía Especial para la Atención de Delitos cometidos en contra de la Libertad de Expresión (Fedale).

La Feadle, sin embargo, no reabrió el expediente de la investigación relacionada con la desaparición de Jiménez Mota, según las declaraciones de José Alfredo Jiménez Hernández, papá del periodista.

Según El Universal, “a diez años de la desaparición del periodista Alfredo Jiménez Mota, la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO) retomará 20 líneas de investigación, de las cuales 11 fueron desechadas por el gobierno federal”.

“El señor José Alfredo Jiménez Hernández descartó que el móvil de la desaparición de su hijo tenga motivaciones políticas o se trate de una desaparición de Estado”, cita el rotativo.

“Comentó que de las tres líneas de investigación con más contundencia fueron la de un presunto crimen pasional, en Agua Prieta; crimen y política, y el crimen organizado en el sur de Sonora. Todas desechadas por la PGR”, de acuerdo con el periódico.

Alfredo Jiménez Mota nació el 16 de febrero de 1980 en Empalme, Sonora. Cursó la carrera ciencias de la comunicación en la Universidad de Occidente en Culiacán, donde trabajó en los diarios El Sol de Culiacán, El Debate y Noroeste. También fue director de Comunicación Social en la Procuraduría General de Justicia de Culiacán.

En octubre de 2004 ingresó a El Imparcial, donde cinco meses después se registró la desaparición.

En ese periodo, de acuerdo con Proceso, “el periodista lideraba una serie de investigaciones sobre la asociación delictuosa entre los hermanos Arellano Félix y Joaquín Archivaldo El Chapo Guzmán Loera con funcionarios de los tres niveles de Gobierno”.

“En 2011, un testigo declaró a la entonces Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (Siedo ahora Seido) que la desaparición, supuesta tortura y ejecución del reportero se debió a la información que publicaría sobre Raúl Enrique Parra, alias El 9, de la banda ‘Los números’ o ‘Güeritos’, quien tendría el control de la plaza en el sureste de Sonora”, según la agencia Proceso.

Alfredo Jiménez Mota Homenaje

El jueves 2 de abril de 2015, la madre y padre del periodista, Esperanza Mota y José Alfredo Jiménez Hernández, así como su hermana Leticia, participaron en una ceremonia litúrgica a cargo del presbítero Felipe Ruiz, en la plaza de la Independencia de Empalme, Sonora.

Amigos y periodistas se reunieron en esa plaza para rendir homenaje al periodista con la colocación de una ofrenda floral para conmemorar el décimo aniversario de su desaparición.

Durante la ceremonia Leticia Jiménez, hermana del periodista, reconoció la valentía de Alfredo al enfrentar con sus “humildes escritos” a la impunidad rampante en este país.

“No dejaremos de exigir justicia porque nos robaron de nuestro lado a nuestro mayor tesoro”, pronunció con tristeza Leticia junto a la placa develada en 2006, en memoria del comunicador.

En tanto, José Alfredo Jiménez Hernández, padre del periodista, dijo: “Sigo esperando las últimas consecuencias, ellos (investigadores de la Seido) tienen todos los expedientes y me aseguraron que me darían una copia en el momento que yo lo solicitara”.

El padre de familia dijo que “sigue esperando a su hijo”, pese a la tristeza por la desaparición y a los escasos resultados ofrecidos por las autoridades.

“Estamos esperanzados a que mi hijo vuelva, tal vez esté errado en este pensamiento pero aún espero que él regrese“, dijo, de acuerdo con el texto de Milton Martínez, corresponsal de Proceso.

Commentarios

Tal vez te interese...

La FEADLE no ha avanzado “ni un milímetro” en la investigación del asesinato de Miroslava Breach

Desde abril de 2018, cuando ejerció la facultad de atracción, la Fiscalía Especializada para la …

Powered by themekiller.com